Home / Animales / Cómo mantener a los parásitos lejos de nuestros animales de compañía

Cómo mantener a los parásitos lejos de nuestros animales de compañía

Tenemos el calor encima. Con vaivenes claro, que para eso es primavera, pero ya está aquí. Con el calor hay que extremar el cuidado con los parásitos. Es importante mantenerlos a raya durante todo el año, pero es especialmente importante ahora.

Nuestro aliado para establecer las pautas y productos que mejor pueden ayudar a nuestro animal de compañía (no solo a los perros) es el veterinario. Debemos contar con él y seguir sus indicaciones para evitar tanto parásitos internos como externos.

Es conveniente además hacerle partícipe de si viajamos a otras zonas con nuestro animal. Es posible que moviéndonos con nuestro perro por un entorno urbano madrileño no nos preocupen las garrapatas especialmente, pero si nos vamos a una casa rural en Asturias las cosas cambian.

Rody es una perrita muy cariñosa y dulce que ya tiene 13 años y se merece una buena jubilación en un hogar después de muchos años en la jaula. Está en el albergue municipal de Gijón 684607160.

Sobra decir que también es preciso mantener una higiene adecuada de nuestros animales y de los juguetes, camas, areneros o comederos y bebederos que emplean. Cepillarles y acariciarles con frecuencia nos permitirá darnos cuenta pronto de cualquier problema que se pueda presentar (no solo parásitos). Y una alimentación equilibrada y apropiada le mantendrá sano y fuerte para enfrentarse a lo que venga.

Mosquitos, pulgas o garrapatas no solo son molestas y antihigiénicas, también pueden traer de la mano enfermedades como la erliquia, la filaria o la leishmania, por lo que es algo que conviene tomarse muy en serio.

Insisto en que es a nuestro veterinario de cabecera al que hay que hacer caso, pero hoy os traigo un cuadro elaborado por los expertos de Tiendanimal para distinguir los distintos collares y pipetas, sus propiedades y modos de empleo.

Antes de dejaros con el gráfico, va una breve explicación de los distintos tipos de sistemas antiparasitarios.

  • Pastillas orales: se trata de una opción bastante efectiva, y su efecto dura de uno a tres meses.
  • Pipetas: contienen un líquido que es absorbido por la piel y que se aplica en la nuca del perro y a lo largo de su dorso (espalda) una vez al mes.
  • Collares: el principio activo es liberado progresivamente y se distribuye por todo el cuerpo del animal. Tiene una duración de 3 a 12 meses según el collar.
  • Sprays: suelen utilizarse para eliminar en poco tiempo los parásitos cuando ya hay una infestación importante. Una vez eliminados, se debe elegir uno de los productos de larga duración para proteger al animal de una nueva infestación.



Fuente: 20 Minutos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecisiete − once =