Inicio / Deportes / Baloncesto/Basket / Los Spurs no alcanzarán las 50 victorias dos décadas después

Los Spurs no alcanzarán las 50 victorias dos décadas después

En las últimas dos décadas, los San Antonio Spurs han vivido en la opulencia. Desde que Gregg Popovich completó su primera temporada entera en 1997 (cogió el equipo un año antes en la jornada 18), la franquicia de Texas nunca han dejado la Regular Season por debajo de las 50 victorias, salvo con dos excepciones: la campaña del lockout de 1998-99 en la que ganó 37 de los 50 encuentros en liza y que dieron el primero de los cinco anillos que tiene el equipo hasta la fecha, y este curso.

Después de la derrota contra Los Angeles Clippers (113-100), los Spurs están con 45 triunfos y con solo cuatro partidos para cerrar la temporada regular. Solo podrían alcanzar los 49. Una situación anómala en una NBA que ha visto en los últimos veinte años como los texanos hicieron de la unión Popovich-Duncan sinónimo de ganar. Y mucho. Una herencia que se mantiene con matices después de la retirada del ala-pívot en 2016. Han sido 1.022 triunfos en 1.608 encuentros disputados. Un 63,6% que les ha convertido en la franquicia con mejor porcentaje de victorias de la historia gracias a un proyecto estable, bien engrasado y en el que el actual seleccionador estadounidense ha conseguido engrandecer todo lo que ha tocado: no hay nada más que ver este año.

Sin Kawhi Leonard, su jugador franquicia, y con la espada sobre su cabeza durante el mes de febrero y principio de marzo (balance 3-11), Pops ha cogido una plantilla de zona media de la NBA y está a un paso de certificar su 21ª presencia consecutiva en los playoffs. No hay ningún otro equipo en las cuatro grandes ligas norteamericanas que lleve dos décadas seguidas sin faltar jamás a las eliminatorias por el título. Por eso, no llegar a las 50 victorias, no parece alterar a un jugador veterano como Manu Ginóbili: “No me importa en absoluto. Queremos llegar a la postemporada. Todas esas estadísticas de 114 puntos anotados en 12 minutos con la mano izquierda y al hacer un 360º… ¡Vamos!“, dijo en declaraciones recogidas por Ramona Shelburne (ESPN). El escolta ha sido uno de los grandes artífices de esta gran época en Texas. 

El internacional argentino fue seleccionado en el puesto 57 del draft de 1997, aunque aterrizó en el estado de la estrella solitaria en 2002 tras conquistar una Euroliga con el Reggio Calabria. Junto a Parker y Duncan hizo historia. Son el trío con más victorias en temporada regular (575) y en los playoffs (126). En el primer tramo de la competición superaron las 540 de Larry Bird, Kevin McHale y Robert Parish con los Boston Celtics; en el segundo, las 110 de Magic Johnson, Kareem Abdul-Jabbar y Michael Cooper con Los Angeles Lakers. Historia pura. 



Fuente: AS

Sobre

Ver también

El Barcelona se interesa por el ala-pívot Mathias Lessort

Hoy se cumplen dos meses del último encuentro de Rakim Sanders con el FC Barcelona …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Síguenos en: