Inicio / Vida Sana / Microalgas: El superalimento que crece a la sombra de una central eléctrica

Microalgas: El superalimento que crece a la sombra de una central eléctrica

Hace ya 2.000 años el ser humano se alimentaba de microalgas; la investigación histórica ubica en la China de entonces los primeros usos de la cianobacteria Nostoc, un organismo vivo que se utilizó en el país en época de hambruna. No fue hasta el siglo pasado cuando se empezó a desarrollar la biotecnología microalgar y aún hoy en día la comercialización de estos productos de alto valor nutricional –entre otras cosas por su alto contenido en proteínas que les ha valido el nombre de superalimentos–, es escasa. «Si hace unos meses la UE aprobaba la producción de insectos como nueva fuente de alimento, ¿a qué esperamos para utilizar algas? El mundo necesita nuevos alimentos y además lo más naturales y sostenibles posibles», opina Francisco Javier Fernández Acero, profesor titular de Microbiología de la Universidad de Cádiz y coordinador del proyecto Algae for Healthy World (A4HW) o lo que es lo mismo el proyecto de producción de biocompuestos saludables de microalgas con aplicación alimentaria en el que se han embarcado varias entidades españolas y que se va a desarrollar en la planta piloto de microalgas que instaló Endesa en su central térmica de Carboneras (Almería) en 2005. Es decir, que además de producir nuevo alimento se captura CO2.

De hecho, el proyecto se enmarca en la línea de trabajo sobre captura de CO2 que Endesa inició en el año 2005. Sin embargo, la diferencia fundamental con otras investigaciones emprendidas en España en el campo de las microalgas es que A4HW tiene como objetivo desarrollar la tecnología de cultivo y cosechado a escala industrial, de tal forma que España se posicione a la cabeza de un mercado alimentario emergente, en el que se aplica tecnología punta para paliar las necesidades alimentarias de zonas desfavorecidas. Se calcula que a día de hoy se producen unas 10.000 toneladas de microalgas para diferentes usos en todo el mundo. Un mercado que genera unos 1.500 millones de euros de facturación al año, aunque «al tratarse de un mercado poco maduro, los datos son poco fiables. A nivel mundial los objetivos son comunes; la producción va enfocada a la industria alimentaria. Aunque China es un país muy opaco se cree que actualmente es el primer productor, seguido de Estados Unidos, Australia e Israel», detalla Roberto Andrés, coordinador de Algae for Healthy World y responsable de la planta de microalgas para la captura de CO2 de Carboneras.



Fuente: La Razón

Sobre Nueva Teleindiscreta

Nueva Teleindiscreta
La Nueva Teleindiscreta llega para ofrecerte de una manera diferente todas las noticias relevantes. Un proyecto de futuro en el que queremos comunicar al mundo en español las noticias de cualquier ámbito.

Ver también

La Universidad CEU San Pablo, premiada por su apoyo al emprendimiento y la innovación en el sector de la salud

El rector de la Universidad CEU San Pablo, Antonio Calvo, ha recibido una placa en …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

13 − 10 =

Close
Síguenos en: