Home / Cine / Premios Forqué: Raúl Arévalo dispara primero

Premios Forqué: Raúl Arévalo dispara primero

Dicen que quien golpea primero golpea dos veces. Y Raúl Arévalo, que la ha emprendido a puñetazos cinematográficos con el espectador con la dura y celebrada «Tarde para la ira» puede ser el hombre de 2017 si cunde el ejemplo del jurado de los Premios Forqué. ¿Golpeará en los Goya? Por lo pronto, la cinta del actor y debutante tras las cámaras es la mejor del pasado ejercicio para los productores de Egeda, que llevan 22 años reconociendo lo más granado de cada cosecha del cine español. «Tarde para la ira» viene apuntando maneras desde septiembre, cuando su presentación en el Festival de Venecia se saldó con aplausos. Para los Goya parte con muy buenas expectativas: 11 nominaciones, las mismas que «El hombre de las mil caras», y una menos que «Un monstruo viene a verme». Todo un aval de categoría para un director novel. Los Forqué distinguieron a «Tarde para la ira» por encima de las dos cintas mencionadas y de «Que Dios nos perdone», «1898. Los últimos de Filipinas» y «Julieta».

Este año los galardones salieron por primera vez de Madrid y se dirigieron a Sevilla, donde Roberto Álamo recibió el premio al mejor actor por su interpretación en «Que Dios nos perdone». Fue la gran sorpresa de la noche. Álamo, proveniente del grupo teatral Animalario, obtuvo su primer galardón de altura en 2013, cuando ganó el Goya al mejor actor de reparto por su papel en «La gran familia española». También está nominado a los Goya este año. Emma Suárez fue la otra gran protagonista. Se alzó con el premio a la mejor actriz por su papel en «Julieta». Un buen augurio de cara a los Goya, donde está doblemente nominada, también por la película de Pedro Almodóvar y por «La próxima piel».

El Teatro de la Maestranza de la capital hispalense fue el escenario de una gala que supuso el arranque del calendario de premios cinematográficos nacionales. Los Forqué, dedicados al genial director y guionista José María Forqué, subrayan especialmente el papel del productor y la importancia de la industria audiovisual española. El premio al mejor documental se lo llevó «Nacido en Siria», una producción sevillana que gira en torno a los once testimonios de niños que viven los abusos de las mafias y la incertidumbre en un terreno tan hostil como Siria. Está dirigida por el periodista y escritor italo-argentino Hernán Zin, que ya ha dado voz al horror de la guerra en varias cintas. El premio al mejor cortometraje fue para «Graffiti», de Lluís Quílez, y «El ciudadano ilustre», de Mariano Cohn y Gastón Dupart, fue reconocido como mejor largometraje latinoamericano. Egeda incluyó el año pasado un premio que valora la promoción de la educación en valores. En esta edición recayó sobre la taquillera «Un monstruo viene a verme», de Juan Antonio Bayona.

La gala, conducida por Carlos Latre, fue un punto de encuentro de destacados representantes institucionales, actores, directores y productores. Asistieron el ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, acompañado por el secretario de Estado de Cultura, Fernando Benzo, la consejera de Cultura de la Junta de Andalucía, Rosa Aguilar, y el alcalde de Sevilla, Juan Espadas. Por la alfombra roja pasaron intérpretes de la talla de Paz Vega, José Coronado, Eduardo Noriega, Verónica Forqué y María León, entre otros.



Fuente: La Razón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos + 5 =