Inicio / Noticias / Barcelona / Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotellada

Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotellada

Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotellada en varias empresas del área metropolitana y de la ciudad de Barcelona.

Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotelladaLa Agència de Salut Pública de Catalunya (ASPC) ha señalado este lunes que el origen del brote de gastroenteritis por el consumo de agua envasada de la marca Eden procedente de Andorra está en una “contaminación fecal humana“, si bien las autoridades andorranas deberán determinar la manera en la que se ha producido.

En rueda de prensa, el secretario de Salut Pública, Joan Guix, ha dado por concluido el brote porque no ha aparecido ningún nuevo caso durante el fin de semana y este tipo de virus se incuba durante 12 a 48 horas, y ha avanzado que no se han planteado imponer ningún tipo de sanción porque no han detectado ninguna alteración de la normativa en territorio catalán, ya que la infección se produjo en el envasado en Andorra.

Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotelladaRespecto a la forma en que el norovirus llegó al agua, el catedrático de microbiología de la Universidad de Barcelona Albert Bosch ha afirmado que “quien sufre gastroenteritis excreta niveles elevados de virus, que de alguna manera van a parar al agua o los alimentos”, generando este tipo de brotes en un proceso denominado “contaminación fecal humana”. Desde el departament también aseguran que la central de la empresa que distribuyó el agua embotellada en Catalunya ha sido inspeccionada en tres ocasiones sin obtener ningún resultado: “Todo ello lleva a suponer que las posibles contaminaciones se hayan producido en el origen”.

Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotelladaEl agua es recogida en el manantial y embotellada fuera de Catalunya -han precisado los responsables de Salut- y las garrafas son transportadas y distribuidas aquí sin ningún tipo de manipulación. ”La manera habitual en que se infectan aguas potables, aunque no ha pasado nunca aquí, es cuando de alguna manera se mezclan aguas fecales con aguas potables”, ha agregado Bosch.

No obstante, el catedrático de microbiología no ha querido aventurarse y lanzar hipótesis posibles sobre el origen de la infección y se ha limitado ha asegurar que los causantes de dicho proceso de contaminación pueden ser “todos los imaginables”.

Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotellada. Se trata “un hecho excepcional”.

Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotelladaEl departament de Salut ha advertido también que los norovirus detectados en el agua son muy pequeños y resistentes, y resulta muy difícil retenerlos en procesos de filtrado de bacterias, y además hacen falta muy pocos para provocar un brote. El secretario de Salut Pública de la Generalitat ha asegurado también que esta intoxicación masiva es “un hecho excepcional”, poco frecuente y es el brote más importante de este tipo registrado hasta la fecha. ”Se trata de un sector altamente regulado y controlado, que ofrece todas las garantías de seguridad”, ha agregado Guix. Asimismo, ha recordado que la regulación europea establece todos los análisis que se deben practicar en el agua comercializada y no obliga a buscar la presencia de norovirus ni ningún otro tipo de virus.

Finalmente Guix ha señalado que se han realizado más pruebas en el agua andorrana, que serán remitidas a Catalunya para que sean analizadas aquí y los resultados obtenidos, serán remitidos a las autoridades del Principado de Andorra, que los comunicará públicamente.

Desde el departament se ha asegurado que no hay datos del impacto que ha tenido este brote de gastroenteritis en la economía y han asegurado que como la afectación de esta enfermedad es leve, muchos de los afectados han acudido a trabajar.

Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotelladaTodos las personas que han sufrido este brote de gastroenteritis por beber en sus empresas agua envasada en garrafas podrían reclamar hasta 150 euros por cada día que estuvieron impedidos a causa de la intoxicación, según el colectivo de abogados Ronda, que ha recomendado organizar una plataforma para poder negociar con la empresa el pago de las correspondientes compensaciones e indemnizaciones.

Una contaminación fecal humana causó el brote de gastroenteritis por agua embotellada en varias empresas del área metropolitana y de la ciudad de Barcelona. Más de 4.000 personas, según fuentes actualizadas, ya se han visto afectadas por el norovirus que se inició el pasado 11 de abril con una sintomatología que ha incluido náuseas, vómitos, dolor abdominal, diarrea y fiebre ligera.

https://www.youtube.com/watch?v=FDUJKdNypdE

Fuente: lavanguardia

Sobre Carlos Marcos

Carlos Marcos
Caballa con alma de comercial Junior, polivalente y creativo. Soy extrovertido y proactivo. Me gustan "mis churris", el Marketing online y la publicidad. Soy Community Manager y Colaborador de la Revista Teleindiscreta.

Ver también

Soldados libaneses enarbolan la bandera de España tras recuperar terreno al EI

Soldados del Ejército libanés han rendido homenaje a los fallecidos en los atentados de Barcelona …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Síguenos en: