Inicio / Vida Sana / VIH, el secuestrador de células

VIH, el secuestrador de células

Científicos de los Institutos Gladstone y de la Universidad de California en San Francisco (UCSF), en Estados Unidos, junto con colaboradores en Europa, han descubierto que un tipo común de célula en el tracto reproductivo e intestinal humano ayuda al virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) a infectar las células inmunes. Entender cómo estas células ayudan al VIH podría llevar a nuevos métodos que previenen la transmisión del virus, informa Europa Press.

El sistema reproductivo humano y el tracto intestinal están revestidos con una capa protectora de células, llamada mucosa. Las brechas en estas capas, que pueden ser causadas por trauma físico o algunas patologías de transmisión sexual, permiten que el VIH puentee la superficie protectora para acceder a las células inmunitarias que pueden ser infectadas por el VIH.

En el nuevo estudio, publicado en ‘PLOS Pathogens’, los científicos utilizaron un sistema experimental prototipo de la mucosa

y los tejidos circundantes y descubrieron que los fibroblastos, células del tejido conectivo que son uno de los tipos más abundantes de células en la mucosa, aumentan considerablemente la infección por el VIH de las células inmunes. Una forma de hacerlo es transportando el virus a las células inmunes del cuerpo, sin que ellas mismas se infecten, a través de un proceso llamado transinfección. «Estábamos interesados en entender cómo las células que se encuentran comúnmente en los tejidos de la mucosa afectan a la capacidad del VIH para infectar las células inmunitarias», explica la autora principal del estudio, Nadia Roan, investigadora visitante en Gladstone y profesora asistente en UCSF. «Descubrimos que, notablemente, los fibroblastos de la mucosa podrían aumentar de forma potente las células inmunitarias infectadas por el VIH. Saber cómo ocurre esto a nivel molecular puede ayudarnos a encontrar nuevas formas de combatir el virus», añade.

Los investigadores examinaron los fibroblastos de la mucosa del cuello del útero, el útero, el prepucio, la uretra masculina y los intestinos, todos los portales de entrada al VIH y detectaron que los fibroblastos de todos estos tejidos aumentaron la infección por el VIH, no sólo por transinfección, sino también haciendo a las células inmunes más propensas a la infección por el VIH. En investigaciones futuras financiadas por los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos, los investigadores evaluarán exactamente cómo hacen los fibroblastos de la mucosa que las células inmunitarias sean más «infectables», lo que en última instancia podría conducir a nuevos objetivos para prevenir el VIH.

Los científicos también probaron un segundo tipo de células abundantes detectadas en los tejidos de la mucosa: las células epiteliales. Permiten que sustancias útiles pasen a través de los tejidos en el cuerpo y también generan una barrera contra las sustancias nocivas. Lo que los científicos descubrieron fue que, en contraste con los fibroblastos, las células epiteliales secretan altos niveles de proteínas antivirales que inhiben la infección. «Nuestro trabajo sugiere que las brechas en la mucosa permiten al VIH evitar un entorno antiviral para acceder a los fibroblastos, que a su vez aumentan los niveles de infección por el VIH en las células T CD4», resume uno de los investigadores principales del estudio, Warner Greene, director del Instituto de Immunología y Virología de Gladstone. «Conocer las células específicas que permiten que el VIH aproveche las brechas en nuestras defensas nos permitirá encontrar mejores formas de limitar las tasas de transmisión del VIH», concluye.

EP



Fuente: La Razón

Sobre Nueva Teleindiscreta

Nueva Teleindiscreta
La Nueva Teleindiscreta llega para ofrecerte de una manera diferente todas las noticias relevantes. Un proyecto de futuro en el que queremos comunicar al mundo en español las noticias de cualquier ámbito.

Ver también

3 recetas para comer proteínas

Según la Fundación Española de Nutrición tomamos demasiada carne, demasiados embutidos, quesos y lácteos y …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Síguenos en: